La pícara Barcina

Frans_Hals_008No todo van a ser malas noticias en el inacabable caso de la Pícara Barcina. La resolución del Tribunal Supremo que la protege de manera política y jurídica, e impide investigarla, tiene a cambio un lado bueno para quien está convencido de que la dedicación a la cosa pública es una forma de enriquecerse de la manera que sea y solo eso: Jauja. Vivimos en Jauja y debemos alegrarnos por ello.
Y es que el Tribunal Supremo acaba de avalar, sin un ápice de duda, algo temible: que la desvergüenza y las conductas indecorosas y asociales no son delito, materia susceptible de ser juzgada, y que, en consecuencia, si tienes poder político, económico y social puedes hacer lo que te de la gana, enriquecerte de la manera que sea, retorcer las leyes y el sistema legal, recurrir a tus iguales para que te protejan… mientras no te descubran… y si te descubren, también. En todos los establecimientos públicos de Bolivia hay colgado de manera preceptiva un cartel que dice que todos son iguales ante la ley… en España, no. Salta a la vista. (Sigue, artículo publicado en los periódicos del Grupo Noticias, 28.7.13)

Anuncios

Cuestión de fe

yolanda en clausura con monjaLo diga o lo deje de decir el fiscal del Tribunal Supremo que se ocupa del caso de la Barcina, en la devolución de dietas (¿todas?) indebidas cobradas por ella en la Can no hay buena fe alguna, sino una tosca triquiñuela de picapleitos. En la devolución de las dietas no hay más que mala fe procesal, una actuación ad cautelam para el caso en que fuese necesario esgrimir la atenuante de reparación del daño causado. Buena fe no, mala, pésima fe.
El fiscal omite de manera trapacera, porque le conviene, que ese gesto de mala comedia procesal no hubiese tenido lugar de no haberse, no ya denunciado el hecho abusivo, sino emprendido una activa campaña en pos de una investigación en profundidad de lo sucedido con las dietas, los consejos y las trampas de la Can. De no haber actuado Kontuz, la ciudadanía seguiría en la inopia. (Sigue… Artículo publicado en los periódicos del Grupo Noticias, 21.7.13)

La Guerra Civil, el franquismo y Amnistía Internacional

Lo copio del facebook de Remedios Palomo, creo que tiene su importancia. La escritura de nuestra historia no es un terreno común, de verdadera reconciliación, sino de verdades partidistas y lo que es peor, de verdades equidistantes que, en última instancia, benefician siempre a quien lleva 77 años actuando y escribiendo en calidad de vencedor. Más de 50 años de activa escritura de propaganda dan para mucho. Cuando menos es un motivo de reflexión.

Esta será la última vez que escriba sobre Amnistía Internacional España en mi muro. Ayer el abogado firmante de su desafortunado y negacionista informe sobre las víctimas, ya no sé si del franquismo o del bandismo, tuvo a bien enviar a mi correo electrónico esta respuesta al artículo ‘Informes que desinforman”, aparecido en Público hace una semana y del cual soy coautora junto con Francisco Espinosa.
Ayer era día 18 de julio, 77 años después del golpe de estado y sin embargo la respuesta ofrecida por AI omite nuevamente cualquier referencia a ese golpe y destaca en negrita la siguiente frase “fueron cometidos abusos graves por miembros de ambos bandos”.
A todo lo dicho hasta hoy añado mi malestar ante todas las reseñas de ese informe aparecidas en los medios, por haber aplaudido su existencia y haber omitido cualquier crítica referida al mismo, siendo gravísimo el negacionismo histórico que practica. De igual modo, me desconcierta el compadreo de algunas asociaciones y organizaciones que dicen luchar contra la impunidad del franquismo y que conviven con desparpajo junto al citado informe.
Sinceramente no me sorprende que nuestra lucha por lograr la verdad, la justicia y la reparación se presente cada día más complicada, si hay quien elige como compañeros de viaje a auténticos y verdaderos enemigos.
Tanto hablar de bandos, para venir a reconocer que si alguien se comporta como tal es Amnistía Internacional en España.
Me gustaría saber a quien sirven, en realidad.

Informes que desinforman, por Remedios Palomo y Francisco Espinosa.

http://amnistiaespana.tumblr.com/post/55677236211/acerca-de-nuestros-informes-sobre-la-guerra-civil-y-el

19 de julio de 1936

P1080976

DiarioNavarra_19360718 captura-de-pantalla-2012-09-15-a-las-08-25-01

Aquí donde estoy no he podido conseguir mejores fotografías de aquella mañana de julio en la que la Navarra del Requeté, la Falange, el ejército golpista se alzó contra la República. Por fortuna hace ya muchos años que picaron la inscripción que recordaba aquel alzamiento militar, a pocos metros de donde fue leído el bando de guerra (para lamento de Rafael García Serrano: fue el mayor día de su vida).

No es “Cosa del pasado”

p10107271

Los mismos que proclaman que la Guerra Civil y sus consecuencias son “cosas del pasado”, son los que se niegan a retirar del callejero los nombres que recuerdan no ya la sublevación militar contra la República, sino los de conspicuos protagonistas de la sublevación y de la represión. No quieren. La memoria de los golpistas es para la mayoría del Partido Popular y asimilados, como UPN, una seña de identidad política y social, de casta.
El PP vota en contra de dar una calle a Nelson Mandela en Toledo para que se mantenga la del 18 de Julio
Y un día es una cosa y otro otra: calles, declaraciones, monumentos, placas, recordatorios… una desigual actitud que sigue favoreciendo la memoria de los golpistas y de sus herederos.
El PP rechaza declarar el 18 de julio ‘Día de la condena del franquismo’
Ni hay acuerdo de fondo ni verdadera concordia, sino voluntad de imponer recuerdos y silencios de vencedores, una versión amañada de la historia, cada vez más banderiza en su lectura y escritura.

18 de julio de 1936… a quemarropa.

medel nota prensaMentira, lo asesinaron por la espalda. Dos disparos. Los que estaban en su guerrera, la que hicieron desaparecer. Fueron los pistoletazos de salida. después de aquel asesinato hubo vía libre. Unas pocas horas antes, el general Mola cuando no pudo sumarlo a la rebelión, dijo: “¡Hay que acabar con este hijo de puta!”. De inmediato echaron a rodar la infamia de sus mentiras. Rodríguez-Medel no disparó a nadie. Y desde entonces rueda la patraña y cada cual escoge la versión que mejor le conviene. La del Diario de Navarra, y enseguida la de Pérez Madrigal, el Jabalí, o la de la historia investigada de manera rigurosa, por ejemplo por Gonzalo Jar Couselo, cuyo trabajo está en la red y es fácilmente accesible.

No nos vamos a disculpar… se disculpan.

No hemos cobrado… han cobrado, porque estaban en el negocio, porque para ellos la gobernanza del país es un negocio colosal.
Extraño país ese cuyos gobernantes carecen de la menor credibilidad, que mienten y amagan y envidan como tahúres de baja estofa, y en el que la única certeza de lo que sucede está en manos de un maleante… entre malhechores anda el juego.

http://internacional.elpais.com/internacional/2013/07/16/actualidad/1373948466_710909.html

Divagación sanferminera

sanfermin

No es lo mismo vivir los Sanfermines a pie de calle que verlos desde lejos, poco menos que al paso en la mínima pantalla de un televisor oriental verde pistacho, en el puesto de un mercado donde venden copias fraudulentas de películas, y unido al coro de boquiabiertos originarios andinos que miran y no dicen nada. Sí, esas imágenes del Encierro les resultan asombrosas, otras también.

Bien, así las cosas y para resultar original, hoy escribiré de lo que nadie ha escrito durante esta última semana, con más seso y oportunidad que yo mismo: Pamplona y sus fiestas como una rara Meca, un lugar de peregrinación en el que, al parecer, todo, cualquier exceso es posible y está permitido. Incluso le puedes partir la cara a quien te plazca si no te detienen. Pamplona convertida en el espacio de la bacanal. Me resisto a creer que sea eso y solo eso. El no pasarse es algo que se sabe y no solo porque sea una ley de la tribu.

Me estomagan los teóricos de la fiesta, los del recio y apretado discurrir, los que saben lo que es la fiesta y lo que no, y me lo cuentan, los que escriben de ella para que el Ayuntamiento les pague algo, los que toman el exceso de vino (cuando se bebía) y sol por los Misterios de Eleusis y confunden la resaca de barreno y el andar a uvas sordas y bizco de manos con la revelación mística, la epifanía, el estado de gracia y toda la faramalla medio esotérica que acompaña a ese discurso espeso, pero tan común hace tiempo. (Sigue… artículo publicado en los periódicos del Diario de Noticias, 14.7.13, aquí enlazado)

Los archivos del Escarmiento

0,,4112306_4,00Leo hoy en Público: “España impide a los investigadores investigar en sus archivos. 300 investigadores piden al Gobierno que desbloquee de inmediato el acceso a la documentación diplomática española de carácter histórico y que desclasifique los 10.000 documentos militares de los años 1936 a 1968”.
Lo negarán, lo tergiversarán, echarán mano de triquiñuelas, pero todos los que nos hemos acercado a un archivo donde se guarde material relacionado con la Guerra Civil, nos hemos encontrado en un momento o en otro con el cartel de Prohibido el Paso, cuando no con el de Finca Particular.
Y este es otro motivo de peso para seguir escribiendo no ya sobre los asuntos de los que tratan esos documentos, hechos agujero negro, y sus alrededores, sino sobre y contra quienes impiden el acceso a esos archivos, contra su mundo, porque como herederos del franquismo actúan, encubridores, secuaces del presente. Es importante publicar qué accesos están cerrados y quiénes son los responsables directos e indirectos. La sombra ominosa de la guerra y sus consecuencias está muy lejos de desvanecerse.

Un toro independentista

mail.google.comcarmenalba_17137_1

111798-350x200Al margen de la vieja y bárbara copla festiva que la imagen de esa poncia de pocas luces, y probada mala intención, escapando de un toro,  y de la falta de piedad que por lo menos a mí me suscita (si quiero ser sincero), la investigación que se propone el gobierno de Navarra en torno a ese incidente de bobería y fachenda institucional, es más que probable que concluya con que el toro estaba tan vendido al nacionalismo vasco y a la ETA como lo está la jueza que se ocupa del saqueo perpetrado por la Barcina y su casta.