¿Olvidar? ¿El qué?

1377377704975mujeres prision 640Puede que no lo hayas vivido directamente, pero sus rebabas, sí, y las palabras de quienes padecieron aquellos abusos y aquellos crímenes, o las de quienes los ejercieron, quedan ahí como jirones de una espesa tela de araña: aquello de lo que se hablaba en secreto y aquello otro que se impartía desde el púlpito, el patio del cuartel o la sala de audiencia. Y te acuerdas…
Insisto: para pasar la página, hay que escribirla entera… y no dejan, no del todo, siempre con trampas, poniendo trabas, negándose a desclasificar documentos, impidiendo el acceso a archivos, descalificando trabajos exhaustivos realizados no en las mejores condiciones…No está todo escrito ni mucho menos. Eso es lo que les gustaría a los herederos de los autores de las fechorías, a los que siguen escribiendo, desde la Academia de la Historia, la historia oficial, a los que no quieren complicarse la vida, a los del “oye, lo pasado, pasado”… Impedírselo es un motivo de escritura, algo que te impide desertar y buscar territorios más fáciles, más ventajosos.
¿Olvidar? ¿El qué? Si no hay día que la cara más siniestra de aquel pasado no se haga presente.

Anuncios

Un pensamiento en “¿Olvidar? ¿El qué?

  1. Muchas gracias D. Miguel Sanchez Ostiz por este blog que es una de las mejores referencias antifascistas de la red.Ha estaqdo unos días sin funcionar y reconozco que yo eswtaba disgustadísimo. Vd, que es un gran investigador voy a darle una referencia, casi exclusiva, que merecería la pena ser estudiada mas a fondo porque no hay nada escrito sobre ella en ninguna parte. Casualmente, como se descubren estas cosas, supe que en CARRION DE LOS CONDES (Palencia) unos meses antes de la guerra, los falangistas ahorcaron a varios socialistas colgándolos del balcón del ayuntamiento. Entre ellos el alcalde del pueblo y el presidente de la Casa del Pueblo. He podido comprobar que es un crímen realmente acaecido y que nos habla de un partido más asesino incluso que el NSDAP nazi que en ningún momento llegó a perpetrar en Alemania nada parecido. Fué una venganza por la muerte de un falangista..
    Solo de pensar que estos tipos nos gobernaron 40 años se producen mareos. Gracias

Los comentarios están cerrados.