Del argumento de la obra (Diario volátil 11)

DSC_0673-2_modifié-11.- Vivir a golpe de noticia. En estado de falsa alerta. Asomados al mentidero.  El rincón de lectura cegado de telarañas. El silencio para el gato. Cuanto más ruido mejor.

2.- El bien vivir de los ricos es muy diferente al de aquellos que no lo son. No hay que confundir el hedonismo de lujo oculto tras la prédica del estoicismo con la exigencia de conformismo.

3.- Corren tiempos de venid y vamos todos… y no se te ocurra desafinar.

4.- Desde aquel día que fui al tenebroso Rincón de las Almas Perdidas no me puedo quitar el olor a muerto de las narices… a ver si va a ser…

5.- Dan lecciones de ética periodística y dirigen boletines de propaganda del régimen policíaco… desvergonzados.

6.- «Nunca seré de los vuestros»… Bien, bien, altivo, rotundo, enérgico, me gusta… lo malo es que acabas no siendo ni de ti mismo.

7.- Si no sabes por quién doblan las campanas, pregúntaselo de Donne, John, que él sabe, y lo de reírse o no en el famoso carro que nos lleva a la horca y por extensión a la fuesa, también.

8.- Envejecer, morir… el verdadero argumento de la obra empezó hace mucho. Gil de Biedma era muy joven cuando lo escribió, Jean Améry también, cuando hizo lo propio en Du vieillisement. Révolte et résignation

 

Anuncios