Guiñol del perdonavidas

* Detrás del adulador suele esconderse el navajero.

* Dicho de otra manera: el doctrino lameculos de hoy es el puntillero de mañana que brinda la faena al tendido de sus secuaces y pasa la pandereta.

* No le puedes reprochar a nadie el buscar mejores vientos ni el apostar a caballo ganador para ver qué cae, son formas de vida.

* El que aplaude una canallada de la que has sido objeto y la da por buena, se retrata… por mucha adulación que ponga sobre el tapete de la timba.

* Los amigos de tus enemigos… pardiez, que no me acuerdo cómo sigue, si es que sigue, claro.

* Cuando te perdonan la vida como escritor de diarios por no decir lo que de verdad piensas del perdonavidas…

* Si el contarlo todo en un diario para ser aplaudido significa la mentira, la injuria, la difamación, ese es un precio que no voy a pagar.

* La displicencia, esa forma refinada del encono.

* Qué día más chungo, y qué liberación también, ese en el que el jalabolas enseña su verdadero rostro.

* El que te siega la hierba debajo de los pies piensa que no te das cuenta porque eres idiota o no tienes memoria, en los dos casos resulta ofensivo.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s